Otras biografías

Eliseo Reyes Rodríguez (Rolando o Capitán San Luis).

benadryl pregnancy

benadryl pregnancy congestion tourette-zentrum.de

De origen cubano, nació el 27 de abril de 1940 en un barrio llamado Chamarreta, sin embargo fue en Caridad de Bucuey del municipio de San Luis, en el oriente del país, donde sus padres, en unión de sus 11 hijos, echaron raíces y criaron a su extensa prole. Sin imaginar el futuro, ese lugar dejaría huellas indelebles, pues San Luis sería el sobrenombre que le dieron a Eliseo sus compañeros de lucha al incorporarse a la guerrilla en la Sierra Maestra.

La infancia de Eliseo, al igual que la de todo niño campesino, se desarrolla con restricciones y limitaciones, aunque siempre contó con el apoyo de sus hermanos y el cariño de sus padres. Tuvo que trabajar desde muy pequeño y esforzarse doblemente para poder vencer sus estudios, pues se sabía dotadote de inteligencia y deseos de superación.

Así transcurre su adolescencia hasta que comienzan las acciones guerrilleras en la Sierra Maestra. Su familia toda se integra a la lucha, convirtiendo su casa en un campamento más y Eliseo, con apenas dieciséis años, toma la determinación de trasladarse a la Sierra en agosto de 1957 para convertirse en un combatiente.

La ruta emprendida lo lleva al campamento del Che, quien al verlo casi un niño dudó que resistiera los rigores de la lucha. Fue su tesón, seriedad y disciplina los que hacen que se integrara a tareas muy necesarias, primero como mensajero y otras misiones importantes hasta convertirse en un soldado de vanguardia, respetado por todos.

De esa forma, lo sorprende la orden de Fidel de crear una columna invasora dirigida por el Che para operar en la antigua provincia de Las Villas y que fuera seleccionado para participar de la misma. Difíciles fueron el trayecto, la persecución y los combates hasta que finalmente llegan al territorio asignado en el mes de octubre de 1958.

En la Campaña de Las Villas sobresale por su coraje en las acciones más riesgosas al mando de un pelotón, hasta que definitivamente lo sorprende el triunfo revolucionario de enero de 1959 con grados de capitán.

A partir de esos momentos comienzan nuevas responsabilidades sin olvidar los estudios, tareas en la Policía revolucionaria, la lucha contra el enemigo invasor en abril de 1961, la lucha contra bandidos, entre otras, hasta que es nombrado Jefe de la Seguridad del Estado en la provincia de Pinar del Río donde ha dejado huellas de respeto y admiración.

En esa vorágine es que le llega la noticia, en julio de 1966, que había sido seleccionado para formar parte de un grupo de combatientes internacionalistas. El campamento para el entrenamiento es ubicado en San Andrés, Pinar del Río, donde comienzan prácticas de tiro, táctica y topografía, entre otras materias, sin imaginar aun quién sería su Jefe.

Un día son sorprendidos al conocer que el Jefe sería el Che, el San Luis de la Sierra, convertido ahora en Rolando seguiría por la ruta más elevada, el de revolucionario internacionalista. Esta vez Bolivia conocerá de su valor y entrega, como parte del grupo del centro y en funciones de comisario político, nombrado por el Che, hasta que el 25 de abril, en un combate desigual encuentra la muerte, resumida en expresión del Che en su Diario: “Hemos perdido el mejor hombre de la guerrilla…”

Otras biografías
 
Contáctenos  
Copyright © 2006 Centro de Estudios Che Guevara.  Todos los derechos reservados.
Unidad de Negocios Datos. Empresa de Telecomunicaciones de Cuba S.A. (ETECSA)